María Elena Ríos y su familia luchan por justicia luego de que la joven fuera rociada con ácido en Oaxaca hace más de tres meses, en los que no se ha detenido a nadie. El caso ha causado indignación y la exigencia de castigo al responsable del ataque ya llegó este martes ante el presidente Andrés Manuel López Obrador, quien prometió revisar el caso sin ninguna limitación.

El 9 de septiembre, “Malena”, saxofonista de profesión, sufrió el ataque directo cerca de su domicilio en el municipio de Huajuapan de León, cuando se encontraba junto a su madre, quien también fue alcanzada por el líquido corrosivo.

A tres meses de este hecho, María aún se encuentra hospitalizada y el caso es investigado solo por el delito de lesiones. El pasado 9 de diciembre, la presión de los familiares permitió el traslado de la joven artista del Hospital Civil ‘Aurelio Valdivieso’, en Oaxaca, al Centro de Nacional de Investigación de Quemados del Instituto Nacional de Rehabilitación ‘Luis Guillermo Ibarra’, de la Ciudad de México.

De acuerdo con su familia, la joven ya fue intervenida en varias ocasiones, pues los injertos de piel a los que ha sido sometida no han tenido éxito. Su hermana Silvia ha declarado, en entrevista con diferentes medios, que María Elena se encuentra grave y que el daño causado es irreversible y la recuperación llevará años.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s